AIESEC Argentina
Inscribite acá

Victoria (Vito) es una de esas personas que uno no olvida conocer. Hace unos días ganó uno de los premios más aclamados en la conferencia de AIESEC Américas, junto con su comité AIESEC Buenos Aires. Hoy queremos felicitarla mientras entregamos una nueva edición de esas notas que nos dan a todos unas intensas ganas de viajar.

Realizó su intercambio hace muy poco tempo en una de esas ciudades latinoamericanas con reconocimiento internacional, Brasilia. Nos estuvo contando algunos datos interesantísimos sobre esta cuna de la arquitectura en el país hermano. Como por ejemplo que un Presidente un poco loco buscaba que el centro legislativo y judicial estuviese al alcance de todos. Por lo que hizo nacer a este aglomerado de edificios con una planificación casi total. Apuntando a lograr el crecimiento de 50 años en tan sólo 5.

Puente JK. Hoy reconocido como el más bello del mundo.

Sin perder más tiempo vayamos a esta entrevista que nos va a permitir conocer un poco más de esta experiencia única en Brasil.

Hola Vito, es un placer poder ser la vocera de tus palabras en esta ocasión. ¿Te parece que empecemos introduciendo un poquito? Contanos… ¿Donde estuviste? ¿Cuáles eran tus actividades?

Hice el proyecto Nos en la Favela Santa Luzia, en Brasilia. Nuestras actividades se basaban en las necesidades de la comunidad y en utilizar todas nuestras herramientas a la mano para mejorar el futuro de los niños. Principalmente bajo diferentes temáticas como la paz. Ya que una de sus grandes problemáticas es la violencia a causa del narcotráfico.

A su vez, también trabajamos mucho en la orientación vocacional. Ya que la mayoría de los niños deja la escuela a los 12 años.

¿Qué es lo que más te llamó la atención o que te gustó durante tu intercambio?

La historia de Brendo, definitivamente. Tiene 9 años y es reconocido como el más terrible. De hecho lo es. Pero también tiene fortalezas que nadie reconoce. Siempre era el primero en ordenar cuando se lo pedías, pero eso, nadie lo notaba.

Durante mi intercambio me enfoqué en demostrarle que él podía llamar la atención por sus buenas acciones. Le recalcaba mucho el orgullo que sentía cuando hacía algo bueno por los demás.

El último día me pidió ser su mejor amiga. No me voy a olvidar nunca más de ese momento. Confié en él cuando nadie lo hacía. Y pude darle esa contención que realmente necesitaba. Era como si estuviésemos destinados a encontrarnos.

¿Sentís que pudiste influenciar a Brendo?¿De qué manera?

¡Dándole una nueva oportunidad! No se si va a cambiar totalmente, pero sí se que cada vez que haga buenas acciones va a recordar mi orgullo hacia el. Y aún sin saber lo que este haciendo yo me voy a sentir de esa manera.

¿Cómo te marcó a vos como persona este intercambio?

Desarrollé mucho mi resiliencia y paciencia. Y sobre todo el entender al otro y poder ponerme en su lugar mediante a empatia. Como reaccionamos habla de la historia que tenemos atrás, de lo que llevamos a cuestas. Todos tenemos nuestras batallas, el objetivo es superarlas con la ayuda de los demás y animarse a salir de lo normal.

¿Tuviste algún momento dentro de tu viaje interno que te llevó a creer en algo nuevo o descubrir un sueño que no sabías que tenias?

El entorno no te define, sino tus decisiones. Uno elije que postura quiere tener. Creo que fue la lección más importante de ese viaje interno que conlleva cada uno de estos intercambios.

¿Cómo hacer para vivir una experiencia como Vito? ¡Estás a sólo 5 pasos!

  • Llená este form con tus datos.
  • Serás contactado por un representante de tu ciudad.
  • Asiste a tu reunión informativa
  • Escoge tu proyecto.
  • Anímate a vivir una experiencia fuera de tu zona de confort.